• Optika B.Lens

Tipos de lentes de contacto

Ópticas cercanas



¿Quieres cambiar tus lentes de armazón por unos de contacto? Antes de que acudas a las ópticas cercanas a tu casa a preguntar por presupuestos, ¿Por qué no te das el tiempo a aprender cuantos tipos de lentillas existen? De esta forma no solo conocerás un poco más del tema, también podrás saber existen los adecuados para ti o no.


Lentes de contacto 


Adaptables a la curva natural del ojo, ideales para todo tipo de actividades, de textura blanda y agradable, las lentillas actualmente se han desarrollado para la comodidad de los usuarios que tienen problemas de vista, con la finalidad de que puedan llevar a cabo sus actividades sin problemas y apoyando a su salud ocular. Gracias diversas investigaciones y procesos de cambio, ha sido posible desarrollar diferentes tipos de lentes, entre los cuales podemos destacar algunos tipos:


Lentes de contacto rígidas


Estas lentes son mucho más pequeñas a comparación de las lentes blandas. A diferencia de las otras, que requieren un cuidado especial para evitar que se estropeen y queden inutilizables, las lentes rígidas exigen un mantenimiento relativamente sencillo. Su diseño esta pensado para ser duraderas, y su tiempo de vida útil va desde los 6 meses hasta los dos años, siempre y cuando la graduación no deba ajustarse, pues de ser así, el cambio debe hacerse en el menor tiempo posible.


Sin embargo, su uso no resulta del todo cómodo para el usuario, por lo que se debe pasar por un período de adaptación, y puede que incluso después de este tiempo, el ojo no se adapte del todo. Además de esto, su tamaño mucho más reducido puede ser un inconveniente, pues con ello tiende a desliarse fuera de la zona centro, lo que afecta la visibilidad adecuada de la persona.


Este tipo de lentes se pensó para las personas con problemas de visión específicos, pues su grado de corrección es mucho mejor que en lentes de contacto blandas o incluso los armazones.


Lentes de contacto blandas 


Son las más populares del mercado, pues el material con el que están confeccionadas- regularmente finas películas que se adhieren con facilidad a la superficie del ojo, no resultan molestas o incomodas. Su tamaño impiden que se muevan mucho por encima de ojo y los materiales que se emplean permite que el ojo se mantenga en buen estado de salud. Estas se dividen en tres tipos:


Lentes desechables


También conocidas como lentes de remplazo diario, su diseño esta pensado para una sola colocación, tras lo cual deben ser desechadas.


Lentes re-utilizables


Son una de las lentillas más económicas y solicitadas por los usuarios, pues a diferencia de las anteriores, estas pueden durar varias semananas sin ningún cambio. Para evitar la resequedad tanto de la lente como del ojo humano, es importante hacer uso de soluciones especiales que simulen el Ph y los componentes que segregan naturalmente los ojos. A este grupo pertenecen los famosos "lentes de color" que usan las personas para caracterizaciones o simplemente para modificar ligeramente el tono de su iris.


Lentes de uso prolongado


Diseñadas para su uso continuo, incluso durante las horas de sueño, este tipo de lentes dura aproximadamente 3 meses, sin embargo, muchos especialistas siguen considerando que pueden ser un potencial riesgo para la salud ocular, debido a que pueden acumular microorganismos, lo que deriva en infecciones y otros problemas.